Tanto en invierno como en verano, los equipos de climatización son fundamentales para disfrutar de confort en nuestros hogares. Tanto la temperatura del ambiente como la del agua deben ser óptimas para que nuestra estancia así como las tareas que solemos desempeñar en casa, las podamos hacer sin complicaciones y de una forma cómoda. 

Por lo general, los aires acondicionados y las calderas no faltan en una vivienda y como bien sabemos, para que estos funcionen de la manera adecuada es vital hacerles mantenimiento oportuno, de una forma periódica. Tanto por el uso continuo como por la falta de este, este tipo de equipamiento suele presentar fallos o averías, por lo que un servicio tecnico baxiroca Valencia se antoja esencial tenerlo a la mano siempre. 

Contar con empresas especializadas en este tipo de instalaciones nos dará las mejores garantías de que nuestros equipos funcionarán de la manera correcta y de que además, estaremos alargando su vida útil. 

Baxiroca es una empresa con dilatada experiencia y se especializa en solucionar los problemas que se presentan con las calderas Baxi, pero también con bombas de calor, termostatos, aires acondicionados y sistemas de regulación. Ellos se diferencian de la competencia, gracias a la personalización de sus servicios y además, por la excelente disposición que tienen para satisfacer las necesidades de sus clientes. Por otro lado, los precios que tienen son atractivos, es decir, brindan un paquete completo de garantías y buenos resultados. 

¿Cuáles son los fallos más comunes que suelen tener las calderas?

Al estar en plena temporada de invierno, resulta más oportuno abordar este tema. Las calderas son dispositivos de primera necesidad, pero tal como sucede con cualquier equipo o máquina, es normal que presente averías de manera eventual. Según los expertos en servicios técnicos y mantenimiento, estas son algunas de las más comunes. 

Baja presión

Este es un problema que los profesionales identifican muy rápido e incluso es fácil de detectar por parte del usuario. Hay que mirar el manómetro para saber si la presión ha bajado a cero o si da algún tipo de error. Este fallo se genera por pérdidas por goteo, por lo que resulta conveniente purgar los radiadores. Si este problema persiste es imperativo llamar a un especialista. 

No hay calefacción ni agua caliente

Esta es una de las mayores frustraciones por las que cualquier familia puede pasar, especialmente si estamos en pleno invierno. Puede deberse a diversas razones, desde válvulas defectuosas, fallos en el termostato o una avería más compleja. En todo caso, hay que ponerse en contacto inmediato con una empresa de servicio técnico calificada, tal como la referida. 

Pérdida de agua o goteo

La pérdida de agua en una caldera puede deberse a un problema en algún componente interno del equipo. Puede ser una válvula de seguridad, fugas en el circuito de la calefacción, aumento de la presión, etc. 

Tuberías congeladas o condensadas

Este es otro problema muy común en las calderas. Se presenta, especialmente, si las calderas están instaladas en zonas o lugares donde las temperaturas están por debajo de cero grados centígrados por mucho tiempo. Estas tuberías de condensado son las que se encargan de transportar, precisamente, el condensado hacia el drenaje que se encuentra en la parte externa. Si estas se congelan se hace un tapón, por lo que no será posible que se lleve a cabo tal evacuación. 

Termostato

Los problemas con el termostato también son frecuentes. Es posible que los termostatos se descoordinen por cambios horarios. Así que es importante hacer estas comprobaciones. Si aún así persiste el fallo, puede que haga falta cambiar pilas. Si con todo esto, no se puede solucionar, hay que llamar rápidamente a un técnico especialista. 

Ruidos o silbidos

Puede que sea normal que algunas calderas hagan ruido cuando están funcionando, pero si es uno inusual algo puede estar mal, por lo que es el momento de ponerse en contacto con una empresa de servicio técnico.